NEURO-COACHING

Biodescodificación - Leucemia

La leucemia, al contrario de lo cree, no es un cáncer, es la fase de curación de un cáncer de médula que no se presentó. Obviamente, deben ser analizadas las circunstancias en las cuáles se presenta y encontrar el origen emocional. En muchos casos, es necesario el árbol genealógico completo para entender el origen.

Leucemia = glóbulos blancos inmaduros.

Si yo presento leucemia, necesariamente he vivido o estoy heredando un conflicto emocional relacionado con “ya no querer luchar más” para conseguir lo que para mí representa el amor, la felicidad, lo que he soñado. Es la muestra de que me he rendido a seguir intentando, esperando, añorando, etc.

Resentir:

  • “Sólo valgo si sigo siendo niño (a)”.

  • “No merezco crecer”.

  • “¿Qué caso tiene vivir?”

  • “¿Para qué seguir vivo?”.

  • “Si maduro, moriré”.

  • “Me siento impotente, para proteger a mi madre”.

  • “No quiero hacerme mayor”.

Leucemia con leucoblastos

Normalmente afecta a los niños porque es una desvalorización global, vivida por toda una familia y tal vez por generaciones, en donde se ha vivido con un permanente conflicto emocional de prohibición a crecer, a madurar, a volar, a dejar el nido. Donde varios miembros han vivido un miedo atroz a dejar de ser niños por circunstancias que les hicieron temer al futuro, al mundo, a salir.

Leucemia con monocitos

Normalmente representa un miedo casi terrorífico a defenderme o defender a los míos. Por lo general, son circunstancias de la vida que me ponen en situaciones en donde sólo yo puedo ayudar, salvar, proteger y me siento incapaz. Y dichas emociones bajan por completo mi sistema inmunitario.

Resentir:

  • “No me autorizo a defenderme”.

  • “Para continuar con vida no respondo, no me defiendo”.

  • “Ataque de la familia, no digo nada”.

  • Cuál es la emoción biológica oculta?:

  • Inspiración brutalmente letal: ¿Para qué…?

  • “¿Para qué vivir si voy a morir?”

  • “¿Para qué amar si me van a engañar?”

  • “¿Para qué trabajar si me van a correr?”

  • “¿Para qué salir si me van a asaltar?”

  • “¿Para qué defenderme si me volverán a atacar?”

  • “¿Para qué luchar si voy a perder?”

  • “¿Para qué…?”

  • “¿Para qué…?”

  • “¿Para qué…?”

¿Cómo libero esa emoción biológica?

En el caso de menores de 14 años, necesariamente hay que analizar el árbol genealógico.

En el caso de mayores de 14 se habrá de detectar el conflicto de desvalorización preciso para que se exprese lo nunca dicho.

Una vez localizado el origen del conflicto, los tratamientos son mucho más efectivos y la mejoría es significativa.

 

AKASHA SANACIÓN INTEGRAL

Autor: Alejandro Calabia

14 de Octubre de 2018

17 vistas

Total Page Visits: 19 - Today Page Visits: 1
×

Tabla de contenido